miércoles, 9 de noviembre de 2011

¿Qué es la Posición del motor?

Empujar o tirar
Cuando tenemos equipaje que meter en el coche siempre nos desplazamos a la parte trasera de éste para colocarlo en el maletero y así que no moleste en el habitáculo del coche, ¿pero qué pasa si al hacerlo nos encontramos con el motor? ¿Por qué unos llevan el motor delante y otros atrás?
En el mundo del automóvil existe tres maneras de posicionar el motor: delantera, central y trasera.
La  posición delantera es la manera más normal de encontrarnos el motor en un vehículo actualmente. 

De esta manera mejoramos el espacio para pasajeros, la refrigeración del motor por el aire absorbido al moverse y un aumento de la adherencia de las ruedas delanteras, que en estos casos suelen ser las motrices (caso excepcional los BMW que son de tracción trasera o total).

Entrando en curvas pronunciadas a altas velocidades, los vehículos con motor delantero tienden a subvirar, acción que si se suma a la ya anteriormente enunciada tracción trasera, te hará saltar el corazón por la boca. 

La gran mayoría de marcas tiene sus diferentes modelos montados con motor delantero como pueden ser el Audi A5 y el BMW Z3, pero también marcas más “deportivas” están empezando a desarrollarlo, como pueden ser el Porsche Panamera, el Ferrari GTB 599 Fiorano y el Lamborghini Estoque.
Si lo que nos encontramos entre los ejes es el motor del coche, nos encontramos con un modelo de posición central

En estos casos el motor está entre los asientos de los pasajeros y el eje trasero, estando encima de éste la caja de cambios para así mejorar la estabilidad del automóvil. 

Suele ser la posición favorita para vehículos de calle que queremos meter en circuito, ya que gracias a la distribución motor-caja de cambios, los hace los perfectos para estos casos. Modelos con motor central son el De Tomaso Pantera y el archiconocido Bugatti Veyron.
Enzo Ferrari elogiaba el motor de posición trasera frente al de posición delantera, diciendo que "Los caballos deben empujar al coche, no tirar de él" logrando así un reparto más equitativo del peso pero dando lugar a problemas de sobrevirage en curvas. 

Con esta disposición del motor la acústica dentro del habitáculo de pasajeros es bastante difícil, ya que el motor que se suele instalar es de bastante cubicaje, haciendo que el ruido sea insoportable para viajes de larga distancia. El Chevrolet Corvette, Seat 600 y el Volkswagen Escarabajo son claros ejemplos de vehículos con motor trasero.


¿No parece tan difícil, no?

No hay comentarios:

Publicar un comentario